sábado, 10 de marzo de 2012

No te preocupes, ocúpate.

Hoy a las 20:00 juega el Sevilla en Gijón un partido calificado por Michel como fundamental. Lo afronta con bajas de consideración y puede marcar tendencia, o romperla, en función del resultado. Si el Sevilla gana, se confirmará una progresión ascendente solo frenada en parte por el empate ante el Atlético. Pero si no lo hace, teniendo en cuenta la más que previsible derrota la semana que viene contra el Barcelona, volveríamos otra vez, quizás no a mirar a abajo, pero sí a tener que olvidarnos de los puestos europeos para centrarnos en acabar la temporada de la forma más digna posible. 

Llevo toda la semana pensando en ese partido en mis ratos libres, y en algunos de los no libres también. Por fin ha llegado el día, ya falta poco para la hora de comienzo, pero esta mañana me he encontrado con esto y se me han quitado las ganas de fútbol.

Se trata del grito desgarrado de un señor que se llama Manuel y que se apellida García. Un grito desgarrado, una voz desesperada, un lamento desde lo más hondo. El suspiro de impotencia de una persona que se ha caído, que quiere levantarse, que sabe que tiene que levantarse, que hace todo lo posible para conseguirlo, pero que de tantas veces como ha hecho ese esfuerzo, se pregunta si tendrá fuerzas para llevarlo a cabo otra vez. Incluso si merece la pena.

Siempre merece la pena, amigo.

Yo creo saber cómo te sientes. Yo he pasado por algo parecido. Yo conozco eso de emplear mucho tiempo a algo trivial y banal que me acapare el pensamiento y así no dedicarlo (el pensamiento) a eso tan importante y que te amarga la existencia. Más que nada porque haces todo lo posible para solucionar eso tan importante, no hay más en tu mano, y no te mereces vivir hundido. Simplemente, no te lo mereces, lo sabes y por eso tratas de pensar en otra cosa. Y no te lo mereces porque, como digo, haces absolutamente todo lo que esté en tu mano, no puedes hacer más y es justo que tengas la conciencia tranquila. 

Una cosa es tener la conciencia tranquila y otra la preocupación. Puedes estar preocupadísimo por tu situación, pero sentirte bien contigo mismo porque te has empleado a fondo. Porque no hay nada más a tu alcance. Porque, a pesar de no haber logrado lo que te propones, sabes que lo has dado todo y que por tu esfuerzo no ha sido.

Estoy hablando de mi. Yo he pasado por eso. Yo he sentido eso. No sé si en mayor o menor medida que tú, seguramente menor, pero lo he sentido.

En aquellos días, yo me repetía a mí mismo a menudo una frase que dice: "No te preocupes, ocúpate", que no es más que un resumen de todo lo que estoy diciendo. Algo así como "el que la sigue la consigue", o "quien busca, halla", o "al final, cada cual acaba donde se merece". Hay cientos de ejemplos, de frases hechas que se refieren a lo mismo. 

Y al final salí adelante, al menos por ahora. Igual que saldrás tú porque eso es lo que les pasa a los que afrontan la vida con gallardía, con valentía, con honestidad y honradez. Con cojones. Los malos momentos sobrevienen, esos ratos de hundimiento en los que uno ve imposible una salida. Pero la salida existe. A veces la tienes delante de las narices, pero la ofuscación te impide verla. Pero existe, te lo aseguro. 

Mucho ánimo, amigo. Piensa que lo más importante en la vida lo tienes a raudales. Tu mujer, tus tres hijas, tus amigos, y mucha otra gente como yo, que aun sin conocerte en persona, te admiran y respetan. Sobre todo eso, te respetan. Porque si alguien merece respeto en esta vida es quien, con muy poco, sale adelante y se lleva con él a los suyos. 

Un fuerte abrazo

1 comentario:

EL PAPI MAGASE dijo...

Gracias por tus palabras hermano,no sabes el nudo que tengo ahora en la garganta y las lágrimas que se me cane en este viejo teclado,ten por seguro que me ocuparé,que seguiré en esa lucha de salir de todo esto y tal vez como dices salga victorioso de ello,como me dices tengo lo mas im portante que es mi familia y mis amigos y con eso sé que es dificil de caer,es mas no me lo puedo ni debo permitir,te prometo,os prometo a todos los que sé que estais ahi apoyandome de la manera que sea,que voy a seguir en esa lucha cueste lo que me cueste,porque no se si será algo que los que como yo respiramos sevillismo,pero ejemplo tengo que cuando te caes,te debes de levantar y hacerlo con la cabeza bien erguida y sin complejos de ninguna clase,un fuerte abrazo Rafael de todo corazón y te pido por lo que mas quieras,que hoy disfrutes del partido en Gijón,hazlo por mi,vamos a ganar y al menos eso seguro que me hará olvidar por unos momentos la cruda realidad de estos momentos y espero que a ti te devuelva esas ganas de nuestro Sevilla que solo podemos disfrutarlo cuando lo vemos sobre el tapuiz fajandose con los equipos contrarios,recibe otro abrazo hermano,la lista y la cuenta de abrazos pendientes queda ya bastante apretada,espero un dia poder hacerlos realidad.

ULTIMOS 10 POSTS PUBLICADOS

SITIOS DE INTERES

Economía y Política