martes, 11 de octubre de 2011

Hemos picado

Transcribo literalmente un párrafo del post que publiqué el pasado viernes, y que me sirve de base para decir lo que quiero decir:

"Yo lo que sí que sé es que no me siento identificado con lo que se vende como España hoy día. Yo soy español, me siento español, pero no es esta España la que me hace feliz. Esta España que se vende como cuasi federal, pero que el fondo es de lo más centralista. Esta España tan llena de prejuicios, los cuales, en vez de tratar de reducirlos y eliminarlos, son potenciados por todos los medios y estamentos con poder para ello. Esta España donde los tópicos se vuelven realidades absolutas. Donde se destaca más lo que nos separa que lo que nos une"

Entre el día de ayer y el de hoy, anda gran parte de la blogosfera bramando alrededor de cierta encuesta publicada por el Diario As, y en la que se considera al Sevilla como el equipo que genera más antipatías en el fútbol español. Ciertamente, yo no sé a qué tipo de mente se le ocurre que lo más interesante que se puede hacer es ir removiendo la mierda de las antipatías y los odios que se sienten en nuestro país. En vez de tratar de menguarlos, los aireamos para que todo el mundo los pueda comprobar, consolidar y, de paso, contestar. Lo cual generará más antipatías y más odios. Justo, lo que necesitamos en estos momentos. 

Y lo más curioso es que esto surge justo a continuación de que se haya puesto en conocimiento general la deleznable actitud de parte de la afición del Atlético de Madrid con eso de los insultos a la memoria de Antonio Puerta. Curioso, porque han conseguido que todos nosotros andemos ahora enredados con este asunto de la encuestita, dejando de lado aquello otro. 

Esta semana pasada, por primera vez, la realidad de lo que se canta en el Calderón ha salido a la luz pública. La reacción del sevillismo ha sido furibunda. Tanto, que hemos obligado a los medios de comunicación nacionales a hacerse eco de lo ocurrido. Es cierto que los que cantan eso son un porcentaje bajo de la afición atlética. Un porcentaje bajo puede ser un simple 5%. Claro que si en el Calderón caben 55.000 personas, un 5% totalizan 2.750. Dos mil setecientas cincuenta personas gritando algo suena muy fuerte. Y son un porcentaje mínimo, no se puede generalizar al 100% lo que hace un 5%.

Lo que pasa es que esto no es así de sencillo, y es algo que ha podido hacer mucho daño en muchos lugares, en muchos estamentos. Esos cánticos no son nuevos. No han surgido ahora, sino que llevan cuatro años produciéndose. Y nadie ha dicho nada. ¿De qué sirven las disculpas de Cerezo ahora, si no las hizo antes? Dos mil setecientas cincuenta personas gritando algo se escucha perfectamente. Si los sevillistas lo sabíamos era porque se escuchaba. Y si los sevillistas lo sabíamos, lo sabía todo el mundo. ¿Por qué nadie denunció antes?

Cerezo se hizo el sueco, y también Gil Marín y todo los que componen el club Atlético de Madrid, así como su afición, que en ningún momento silbó ni recriminó tal actitud. Si acaso se mantuvieron en silencio, en asqueroso y cómplice silencio. Ningún árbitro reflejó nunca nada en ningún acta, los de Antiviolencia no entraron de oficio porque no les dio la gana, ningún medio de comunicación denunció el hecho, ni siquiera los sevillanos (de estos últimos, alguno creo que sí, en contadas ocasiones), nadie hizo nada, todos actuaron como si nada hubiese ocurrido. Es una vergüenza total y absoluta. Es algo que debe hacer sonrojar, y hasta enmorecer, a cualquiera. 

Pero esta vez sí que se ha hecho público. Y después de unas tibias disculpas y de un mero cumplir informando de lo ocurrido, se ha querido dar carpetazo al asunto. Pero el sevillismo ha continuado denunciando. No basta con pedir perdón. Hay que llegar hasta el fondo. Y en busca de eso, nuestro compañero de blogosfera Paco Romero presentó una denuncia ante lo que Antiviolencia se tiene que pronunciar. Y a ver cómo explican que nunca antes se haya hecho nada. Ni tan siquiera ahora que se ha denunciado. A ver cómo se excusa al árbitro por no poner nada en el acta. A ver cómo se justifica que una barbaridad como esta no merezca que se entre de oficio, cuando por cosas menores si que han entrado, la mayoría de las veces cuando esas cosas menores han ocurrido en el Sánchez Pizjuán.

La cosa tiene miga, hay mucha gente implicada por omisión, es decir, por no cumplir con su obligación, ya legal o moral, de denunciar esto previamente. Hay mucha gente que puede quedar retratada, que perderá su credibilidad. Porque es deleznable que se grite eso en un estadio, pero también lo es que nadie diga nada. Quizás no tanto, pero también deleznable.

Y los tenemos contra la pared, porque por fin el tema ha salido a la luz.

Pues bien, justo ahora, cuando los tenemos contra la pared, cuando España entera está atenta al asunto y ya sabe de qué va la cosa, van estos tipos y sacan la manida encuestita. La manipulan convenientemente, cortan aquí, meten allá, trastocan acullá y... BINGO. El titular es que el Sevilla es el equipo que más antipatías despierta en España. Vuelven a sacar de paso los topicazos, o sea, Javi Navarro, Pablo Alfaro, Cristóbal Soria, las cosas de Del Nido etc., con lo que lo justifican, a pesar de que el resultado real es que es el Real Madrid el que cae peor. Pero no importa. Ya está hecho. Ya tienen los sevillistas otro tema del que hablar, del que quejarse. Y que esa inmensa blogosfera, que tanto empieza a molestar, desvíe su mirada a este otro asunto y se olvide del primero, del importante, del que les está haciendo tanto daño (y más que puede caer)

Y de paso, como decía antes, sacamos otra vez hechos ocurridos hace ya unos cuantos años y que nos sirven como una especie de excusa con la que justificar el comportamiento de otras aficiones para con la sevillista. Algo así como que "como en anteriores ocasiones vosotros hicisteis aquello, pues ahora os hacen esto. No está bien, es de chicos malos, pero en el fondo sois vosotros los que os lo habéis buscado".

Y lo más triste es que el sevillismo ha picado. Ahora que los teníamos contra las cuerdas, picamos con esto. 

Volviendo al principio del post, qué fácil es en España sacar de paseo los tópicos y prejuicios para condicionar el pensamiento de las personas. Es facilísimo. En vez de buscar la unión y el buen rollo entre aficiones, lo que se hace es aumentar más las divisiones y los odios. Basta con recordar cualquier hecho pasado que fuese polémico en su momento para mantener el status quo actual y que los que se están forrando a nuestra cosa lo sigan haciendo. 

Yo no pienso caer. No pienso comentar nada de lo que me provoca esa encuestita. Pero sí que denuncio que me llama poderosamente la atención que haya salido ahora, que sea el Sevilla el centro de la misma por aspectos negativos, y que se haya mentido y manipulado para hacer que eso sea así, para que se pueda poner al Sevilla de nuevo en el ojo del huracán. 



5 comentarios:

EL PAPI MAGASE dijo...

plas,plas,plas,plas,plas,plas,plas,plas.
AMÉN hermano Rafa.

Triana1952 dijo...

A mi no me van a cambiar mi forma de pensar ni 1 ni 1000 encuestas ,me la sudan.
Simplemente no leo nada de prensa "nacionalmadridista" solo imformacion del Sevilla f.c.
Saludos Sevillistas

Marcu dijo...

A pesar de encuestas y encuestillas, de manipulaciones, manipuladores y manipulados, existe una realidad como un templo que debemos y tenemos que conocer.

Todo lo que he leído de encuestas lo he hecho en la blogosfera pero, que en casi toda Andalucía no nos quieren, eso es un hecho tan real como la vida misma. Por política, por centralismo, por envidia, por engreidos, etc por lo que sea, pero en la mayoría de los estadios andaluces no nos quieren y...ESO ESTÁ AHÍ.
Saludos cordiales

Ravesen dijo...

@Marcu

Esa realidad la conocemos todos, es cierto. Pero yo no discuto eso. Ni tan siquiera discuto que, en verdad, el Sevilla cree muchas antipatías en España en general. Es más, incluso hasta suponiendo que sea el club más odiado, no me importa.

De lo que quejo es de que se aireen ese tipo de cosas. Que en vez de tratar de apaciguar ánimos, se les de pábulo. Y me mosquea mucho que esta cosa salga justo ahora que uno de los puntos de atención estaba centrado en lo que pasó en el Calderón.

Es evidente que han conseguido su objetivo, ahora sólo se habla de esto, y no de lo otro. Por eso digo que los sevillistas hemos picado el anzuelo.

Por mucho que pueda ser verdad lo que se dice.

Un abrazo

Marcu dijo...

Estoy de acuerdo. Ellos, los manipuladores, buscan el momento más apropiado para manipular y lo han conseguido, por desgracia.
!!Es que son muy poderosos!!
Un abrazo

ULTIMOS 10 POSTS PUBLICADOS

SITIOS DE INTERES

Economía y Política